Formando parte de la nada

Cuando los lugares dejan de ser lugares; celdas, psiquiátricos, hospitales, internados, todos tienen el mismo halo de nada.

Y tú formas parte de ese nada. Ese es el secreto para que te creas inexistente.

<<Repasábamos nuestro peine, nuestra lima de uñas, nuestro váter; dormíamos en camas anónimas de hospital, separadas por cortinas. Una vez aseadas y con nuestra habitación en perfecto estado de revista, nos mostrábamos erguidas y limpias ante la supervisora>>

A.G

Fotografía: Anna Gómez

Autor: Anna Gómez Llanos

Editora, comunicadora periodística, lectora voraz y una apasionada de la escritura.